Ideas y soluciones para tu vida cotidiana

A partir de julio diremos adiós a los triángulos de emergencia

Los tradicionales triángulos de preseñalización de emergencias serán sustituidos por un dispositivo luminoso llamado V-16

El próximo mes de julio entrará en vigor el reglamento por el que se aprueba el uso del dispositivo luminoso V-16 que sustituirá a los tradicionales triángulos de preseñalización de emergencias.

Desde la Dirección General de Tráfico (D.G.T.) entienden que el uso de estas señalizaciones no es seguro, debido a que los conductores que sufren averías en sus vehículos, se ven obligados a tener que salir de los mismos para colocar los triángulos en la carretera, lo que entraña un grave peligro para su seguridad.

De hecho, son muchas las personas que han perdido la vida en los últimos años  precisamente por ese motivo, siendo arrollados por otros vehículos al bajarse del coche.

El dispositivo V-16  es una especie de luz de emergencia (similar a la que llevan los vehículos camuflados de la policía) que se colocará en el techo del vehículo sin necesidad de tener que bajarse en caso de tener una avería. Además, este dispositivo incorpora un sistema de geolocalización que permitirá tener localizadas todas las incidencias, accidentes y averías que se produzcan.

El reglamento introduce también, entre otras, estas novedades:

  • Los operarios de las grúas deberán comunicar de forma telemática la ubicación del vehículo averiado.
  • Cualquier operador de infraestructuras de carreteras deberá informar a la nube de la DGT sobre las obras planificadas, punto kilométrico donde comienza y acaba cada una de las que se están ejecutando y en tiempo real.

Más tecnología 

¿Te imaginas poder anticiparte a los peligros que puedan aparecer en carretera como si tuvieras un “tercer ojo” al volante o un “sexto sentido”? Esto será posible por la tecnología 5G y llegará a través de los teléfonos móviles.

‘DGT 3.0‘ es una plataforma que permite mantener conectados en tiempo real a los usuarios de la vía facilitándoles información del tráfico en tiempo real, así como la interconexión de todos los sectores que tengan relación con la conducción o la seguridad vial como fabricantes de vehículos, empresas de alquiler, empresas de transporte público, ayuntamientos, aseguradoras, fabricantes de dispositivos de conectividad, proveedores de aplicaciones relacionadas con movilidad segura y por supuesto, los usuarios de las vías.

 

Fuente: DGT