Ideas y soluciones para tu vida cotidiana

Antonio David Flores y las evidentes secuelas físicas por haber estado a punto de ir a prisión

No se le reconoce. Ha cambiado físicamente y ha cambiado su actitud

Artículo de ‘El Cotillómetro’

 

Con las palabras que recientemente lanzó su hija Rocío Flores durante una gala del reality, se entiende el deterioro físico de Antonio David: «Mi padre ha estado a punto de ir a prisión y ha salido exento de una demanda de violencia de género»

Tenía mucha curiosidad por ver la aparición de Antonio David Flores en Gran Hermano VIP. Después de ver a este hombre durante años aparecer en televisión, las continuas denuncias de su ex-mujer, Rocío Carrasco, provocaron que las televisiones le dieran la espalda hasta que fue venciendo a Carrasco en cada ocasión en la que se enfrentaron en los tribunales.

Ni maltrato psicológico, ni maltrato físico y ni siquiera hubo juicio, esa fue una de las últimas denuncias recibidas por este hombre que se ha hecho cargo de sus hijos mientras su ex-mujer parece ser que no les ha hecho ni caso y ahora son los propios hijos los que no quieren estar con ella.

Y me refiero a su aparición en GH VIP 7 porque, aunque es muy cierto que los años pasan para todos, su imagen refleja el sufrimiento que ha tenido que pasar en los últimos años como consecuencia del aparente odio que tiene hacia él su ex-mujer. Cara demacrada, actitud nerviosa e intranquila pero sobre todo hay algo que llamaba especialmente la atención: estaba continuamente emocionado, se le saltaban las lágrimas por todo y esa es la gran evidencia de que no lo ha pasado demasiado bien.

Los que le conocimos en la época en que colaboraba en el famoso programa de tv  Crónicas Marcianas, guardábamos una imagen de él que nada tiene que ver con la actual. Era espontáneo, tenía personalidad, fortaleza, hasta sentido del humor. Pero en la actualidad todo eso ha desaparecido.

Después están los comportamientos y actitudes de personas ajenas a la pareja y que, además, conocen a una parte de esa pareja desde hace poco. Después está el asqueroso comportamiento que tuvo Alba Carrillo con él. No ha convivido con la pareja, conoce a Rocío Carrasco desde hace cuatro años y es capaz de juzgar a Antonio David Flores diciéndole que no cree que duerma tranquilo.

Y la actitud de Carrillo no es ninguna novedad en esta sociedad, el hombre es culpable de entrada y la razón la tiene siempre la mujer. Pero lo mejor fue la respuesta que recibió Carrillo a ese ataque por parte de Antonio David: “Duermo perfectamente y mucho más sabiendo que mis hijos duermen en la misma casa que duermo yo”.

Ojalá todos los hombres que son víctimas de falsas denuncias en España lograran salir como ha salido Antonio David Flores pero, desgraciadamente no es así.