Ideas y soluciones para tu vida cotidiana

Arancha Del Sol también se moja en política con un demoledor tuit

Artículo de «El Cotillómetro «

En los últimos tiempos  nos habíamos acostumbrado a ver por las redes opiniones de una parte del «famoseo» de este país, con mejor o peor acierto en cuanto a las formas de expresarse, pero que hacen mucho ruido. Me vienen a la cabeza tuits de la actriz Anabel Alonso y la humorista  Eva Hache, que, lejos de dar una opinión, lo que hacen es provocar, atacar y desprestigiar a las personas que no opinan como ellas.

Pero aunque menos ruidosas,hay otras personas que expresan su opinión desde el respeto y la educación. Es por ejemplo el caso de la actriz, modelo y presentadora Arancha Del Sol. Para los que no la recuerdan, la guapa asturiana fue muy famosa en los 90 apareciendo en multitud de series y  programas de televisión, pero poco a poco se fue alejando del primer plano televisivo para dedicarse a la vida familiar (tiene 2 hijos con el torero Finito De Córdoba). Actualmente es imagen de algunas marcas publicitarias y colabora en la presentación de algunos eventos.

De lo que no cabe duda es de la elegancia y sencillez de las que siempre ha hecho gala, huyendo de los escándalos y provocaciones a los que acuden muchos famosos con tal de estar en primera línea .

En algunos tuits expresa su opinión sobre el comportamiento de algunos profesores con respecto a la forma de enseñar a los alumnos tratando de inculcar sus ideologías. En otros habla de la situación política de España, sobre Cataluña y se ha postulado de una forma muy clara sobre lo que está ocurriendo en la actualidad con un tuit demoledor «Se han creado varias generaciones de fanáticos adoctrinados en el odio a España. A qué gobiernos les damos las gracias?? Qué tristeza e impotencia…Con el fanatismo se puede dialogar?!»

 

 

En otro tuit incluso pide perdón por la forma de expresarse pero se nota que, como muchísima gente, está muy harta de la situación por la que estamos pasando y con la penosa actuación de nuestros políticos.