Ideas y soluciones para tu vida cotidiana

CÓMO combatir la celulitis con alcohol de romero y cómo elaborarlo tú mismo🌿

Aprende a hacerlo tú mismo. Es muy sencillo y económico.

La celulitis es una afección de la piel que provoca la aparición de unos depósitos irregulares de grasa que tienden a acumularse principalmente en zonas como glúteos, abdomen, muslos o caderas, mostrando apariencia de lo que se conoce popularmente como piel de naranja.

Como puedes imaginar, hay en el mercado infinidad de productos y tratamientos destinados a combatir la celulitis, desde cremas reductoras y geles hasta cápsulas o pastillas. Pero has de saber que también existen remedios caseros que tienen la misma efectividad. Uno de ellos es el alcohol de romero.

ALCOHOL DE ROMERO

Es muy conocido por su efecto antiinflamatorio, por ello muchos médicos recomiendan su uso para reducir la hinchazón provocada por retención de líquidos y mejorar la circulación.

🌿Cómo aplicarlo🌿

Puedes aplicar el alcohol con la ayuda de un algodón, almohadilla o con tus propias manos. La piel debe quedar bien empapada con el alcohol.

Masajea la zona afectada durante unos minutos. Realiza los masajes en forma circular para conseguir activar la circulación sanguínea y así ayudar a eliminar la grasa acumulada.

Déjalo actuar. La piel lo absorberá fácilmente.

Te aconsejamos que, antes de aplicar el alcohol de romero, exfolies tu piel para lograr que penetre más rápidamente.

Para conseguir resultados visibles es muy importante tener constancia y repetir este tratamiento de manera continuada cada dos o tres días. Lo normal es comenzar a ver los resultados pasadas unas semanas.

Otro consejo para combatir la celulitis es que evites llevar un estilo de vida sedentario y practiques ejercicio de forma regular.

 

🌿Elaborar alcohol de romero en casa🌿

Aunque lo podemos adquirir en farmacias, supermercados o herbolarios, lo podemos elaborar nosotros mismos de forma sencilla y resultará totalmente natural además de económico.

Tan solo necesitaremos unas 4 ó 5 ramas de romero (pueden ir con hojas y flores). Las podrás encontrar en el campo si vives en la zona mediterránea o adquirirlas a granel en un herbolario. También un frasco de vidrio y alcohol de 96º.

Introducimos las ramas de romero enteras o cortadas en pequeños trocitos en el tarro de vidrio y vertemos el alcohol de 96º hasta que llegue a cubrirlas. Cerramos bien el tarro y lo dejamos reposar al menos 15 días en un lugar oscuro. Una vez pasados esos días lo filtramos con la ayuda de un colador o un paño limpio y fino para separar el líquido de las ramas. Y listo para aplicar.