Ideas y soluciones para tu vida cotidiana

CÓMO podemos convencer a los descerebrados de que esto del Coronavirus va en serio

RENFE nos miente #ÁbalosDimisión #GobiernoDimisión

A estas alturas de la película, con la cantidad de información que estamos recibiendo a cada minuto por parte de los medios de comunicación y de los expertos sanitarios, por parte de corresponsales de los medios en Italia, que están viviendo el día a día de lo que acontece en el país vecino donde, en esta desgracia nos llevan una cierta ventaja, y cuyos consejos que nos envían son un  verdadero clamor para que no cometamos los mismos errores que cometieron ellos, pidiendo que nos quedemos en casa ¡En Casa! ¿Es tanto sacrificio? Pero, en serio ¿De qué vamos? ¿Qué parte de que están muriendo nuestros mayores no se entiende?

Ahora, en estos difíciles momentos que estamos atravesando, está aflorando la verdadera cara de muchos que presumen de ecologistas, solidarios, feministas y guays, pero en el fondo no son más que unos mediocres egoístas e insolidarios.

Obviando el tremendo error por parte de este Gobierno de no haber desconvocado las concentraciones multitudinarias de feministas el #8M, lideradas por la ministra de Igualdad y haber permitido las celebraciones de los partidos de futbol a puerta abierta, así como conciertos y demás eventos, a pesar de las advertencias de los expertos, ahora que los datos sobre los infectados y las desgraciadas muertes están sobre la mesa, seguimos sin espabilar:

Parques infantiles abarrotados de gente en Madrid, que han obligado a que el alcalde de la capital ordene su cierre, gente en las playas de la costa, que han obligado a que las autoridades las tengan que cerrar, Trenes AVE abarrotados de gente que vuelve a los hogares de sus familias desde las grandes capitales porque no son capaces de tener un mínimo sentido de responsabilidad y de solidaridad para quedarse en sus lugares de residencia (RENFE, entidad pública dependiente del Ministerio de Transportes capitaneado por Ábalos, anunció que solo iba a permitir el 30 % del pasaje pero la realidad es que van ‘hasta las patas‘ con más del 90 % de ocupación, según nos ha asegurado un trabajador de la compañía), supermercados con colas desde primera hora de la mañana y empujones para entrar y hacer acopio de artículos sin pensar en los demás, a pesar de las recomendaciones que se hacen a cada paso.

¡Definitivamente, la gente es imbécil!