Ideas y soluciones para tu vida cotidiana

El padre de Begoña Gómez también se aprovecha de ser suegro de Sánchez para tener tratos preferentes

Lo de esta familia Sánchez Gómez, se mire por donde se mire es absolutamente demencial, de locos, de nuevos ricos venidos a más. Sitúense en hace algo más de medio año y alucinen con estos reyezuelos porque lo que nos han contado fuentes sanitarias de Madrid es para no creérselo ya que no es ni medio normal.

Sabiniano Gómez tiene problemas con la vista y no esta conforme con su oftalmólogo. Su hospital de referencia es el del Getafe pero al patriarca no le gustan las decisiones que toma su médico, Sabiniano sabe pero su médico no. Pero él lo tiene más fácil que el resto de los españoles, pertenece a la nueva Familia Real de España y su yerno, el presimiente, seguro que le puede echar una mano.

Elige el oftalmólogo que le parece bien, de un hospital que a él no le corresponde, y desde Moncloa llaman por teléfono al director para que Sabiniano sea atendido de inmediato. El oftalmólogo elegido por el «saunero» tiene una lista de espera kilométrica porque es un profesional de prestigio. Pero eso da igual, eso lo soluciona el yerno, que para algo es el presimiente.

Total, se obliga al oftalmólogo a colar a Sabiniano el primero, a pesar de su lista de espera. ¿Y para el traslado a ese hospital? Pues coches oficiales, personal pagado por todos los españoles y un comité de recepción esperando a Sabiniano a las puertas del hospital: Director y plana mayor del mismo.

¿Qué les parece? Pues tranquilos porque en breve habrá más porque Sabiniano tiene que hacerse una revisión en las próximas semanas y ya les contaremos si esta vez se ha conformado con el coche oficial o le ha llevado su yerno en Falcon que total, como él no lo paga…

Artículo publicado por ‘El Diestro’