Ideas y soluciones para tu vida cotidiana

La Fiscalía General del Estado de Dolores Delgado hace el ridículo cuestionando las señales de tráfico

'El Cotillómetro'

¿Esto es serio?

No creáis que la Fiscalía General del Estado se va a dedicar a estudiar las denuncias que hay contra el gobierno por su pésima gestión de la pandemia y las muertes que se podían haber evitado, no, esas denuncias ni las revisa y las da carpetazo en cuanto las recibe. No creáis que se va a dedicar a estudiar las denuncias por la ‘caja B’ de Podemos, no, tampoco las va a revisar.  Y eso debe ser porque Dolores Delgado anda demasiado ocupada buscando el machismo hasta donde no existe. Se debería mirar a sí misma ya que le va aquello de la “información vaginal” y su gran incomodidad cuando trabaja con mujeres, ya que prefiere trabajar con hombres.

Y debido a ese “sesudo” trabajo de buscar el machismo por cualquier sitio, ahora la fiscalía ha encontrado machismo ¡en las señales de tráfico! ¿Y por qué se preguntarán ustedes? Pues, tal y como informa ‘El Mundo’, ¡por situar a la mujer en “una situación de dependencia y subordinación”!

Esa “tremenda e insoportable situación” se da, por ejemplo, la señal donde la mujer aparece siguiendo a un hombre senderista, o también la de un niño que lleva de la mano a una niña, que va detrás, al colegio.

No vean, ¡ese sí que es un problema grave de España y no la pandemia o la terrible crisis económica en la que estamos ya sumidos! ¿Les parece a ustedes normal todo esto y más viniendo de una mujer como Dolores Delgado de la que hemos escuchado grabaciones más que evidentes e incluso en las que reconocía haber asistido a momentos en los que sus compañeros estaban delinquiendo?

España 2020, señores. Esto es lo que nos encontramos en esta España que se ha vuelto absolutamente loca y que va a acabar mucho peor de lo que piensan los más pesimistas. Ya no saben cómo jugar al despiste y cómo sacarnos el dinero porque, mucho ojo, acabarán cambiando esas señales y eso vale dinero. Pero, ¿qué más da? No pagan ellos.

Fuente