Ideas y soluciones para tu vida cotidiana

Nuevo escándalo en Gran Hermano durante el último programa. A Gran Hermano le crecen los Enanos.

Y Carlos Sobera, la movida se la come entera

Artículo de ‘El Cotillómetro’

Si ya de por sí tuviera poco el famoso reallity con la retirada en cascada de más de medio centenar de anunciantes en su franja publicitaria debido al escándalo de una presunta violación durante su edición  en 2017, al concurso se le suma un nuevo revés: Los ataques en directo contra el programa por parte de Diego Matamoros, hijo del colaborador de tv Kiko Matamoros y marido de una de las concursantes de esta edición, Estela Grande, por considerar que habían preparado una encerrona.

Parece ser que el programa había pactado con Diego Matamoros la visita que éste tenía que hacer a su mujer en la casa, al igual que habían hecho otros familiares con el resto de concursantes.Hasta ahí todo perfecto, pero la cosa salió mal: previamente la concursante recibió la visita del que había sido su ‘amigo especial‘ en el concurso, el ex concursante Kiko Jiménez, con el que había habido toda una controversia debido a las escenas un tanto íntimas que ambos habían protagonizado durante el concurso y que no le debían haber hecho ninguna gracia a su marido. Esas famosas escenas tuvieron que presenciarlas ambos en directo, provocando una situación un tanto incómoda a la concursante. Pero más incómoda fue la posterior visita de la actual pareja de Kiko Jiménez, Sofía Suescun, quien parecía haberse aprendido bien el guión para desestabilizar a la concursante a juzgar por sus continuas insinuaciones en relación a las famosas escenas.

 

Tras estas incómodas situaciones que tuvo que soportar, Estela Grande se derrumbó en directo, asegurando no entender nada de lo que estaba pasando (hemos de tener en cuenta que esta joven lleva más de dos meses encerrada en la casa ajena a todo lo que acontece fuera de la misma).

 

Entonces apareció su marido, Diego Matamoros quien, después de abrazarla y consolarla, explotó y lanzó todo tipo de ataques hacia telecinco y la organización del  programa por la encerrona que les tenían preparada: «Me parece una cerdada lo que habéis hecho, yo no accedí a subir para esto», «Me había comprometido a ver a mi mujer y darle ánimo pero no a esta puta mierda», «Los vídeos que habéis puesto no son los que hablamos». Con semblante serio le comentó a su mujer que había sentido acoso por parte de la cadena  «Me han hecho mucho daño. Lleva la puta cadena jodiéndome por dentro. Estaba con ansiedad» 

Carlos Sobera era el conductor del espacio (su primer programa) y, con toda la elegancia y educación propia de un profesional, quiso calmar la situación, pero no le fue posible dado el estado de alteración en que se encontraba Diego. Después de la conexión en directo sí que aclaró algunas de las cosas dichas por él y que no le parecieron bien al presentador.

Más tarde se produjo un fuerte desencuentro entre otros dos ex concursantes: Gian Marco lanzó un insulto hacia Hugo Castejón y éste explotó porque no era la primera vez que lo hacía. Defendió que si no se está de acuerdo con sus argumentos, no hay por qué insultar. El presentador de nuevo tuvo que poner orden y calma en la tensa situación.

Lo que se vivió en el programa ha hecho que las redes sociales estallen contra la cadena telecinco por considerar una humillación lo que hicieron con la concursante Estela y su marido.

https://twitter.com/Anput77/status/1202014661580906496