Ideas y soluciones para tu vida cotidiana

POR QUÉ tener la ITV caducada afecta la cobertura del Seguro

Tener la ITV caducada no solo supone enfrentarte a una buena multa

El 40% de los vehículos que circulan por las carreteras españolas lo están haciendo con la ITV caducada, según datos de la Asociación Española de Entidades Colaboradoras de la Administración e la Inspección Técnica de Vehículos AECA-ITV.

Desde la asociación afirman que se trata de un dato preocupante dada su relación con el incremento de casos de siniestros que se viene produciendo en las últimas semanas.

Aunque es una obligación legal que tenemos que cumplir los conductores, la AECA-ITV subraya que no puede ser vista como un simple trámite, ya que no hacerlo puede poner en riesgo la seguridad tanto del conductor y sus acompañantes como de otros usuarios de la carretera.

Además de la seguridad, otra de las consecuencias negativas de tener caducada la ITV es la multa a la que nos podemos enfrentar ( 200 €.- o 500 €.-)

Pero hay otra consecuencia negativa que seguramente desconocías, y es la que concierne al seguro del vehículo. Puesto que la Inspección Técnica es una constancia de que el vehículo cumple con las condiciones mínimas requeridas para circular, las compañías aseguradoras tienen en cuenta este hecho en el momento en que se produce un siniestro vial.

Pueden darse diversos escenarios relativos a la cobertura del seguro en caso de no tener la ITV al día:

  • Estar implicado en un accidente en el que el vehículo con la ITV caducada no tenga responsabilidad. En este caso el conductor mantiene su derecho a indemnización o reparación del vehículo por parte de la compañía de seguros, aunque ésta se podría negar a cubrir la defensa jurídica. 
  • Estar implicado en un accidente en el que el vehículo con la ITV caducada sí es responsable del siniestro. En esta situación, la aseguradora se haría cargo de la indemnización del resto de vehículos implicados pero no del que tiene la ITV caducada y es responsable del siniestro. Además, dependiendo de la póliza de seguro que se tenga contratada, podría ocurrir que la compañía de seguros impute al responsable el cargo correspondiente a las indemnizaciones del resto de implicados en el accidente.
  • Si en el caso anterior, además se comprueba que el accidente ha sido debido a un fallo mecánico que se hubiera podido evitar si el vehículo tuviera la ITV al día, la compañía de seguros podría incluso negarse a cubrir cualquier indemnización y reclamar directamente al tomador del seguro la totalidad de la indemnización de todos los afectados por el siniestro.

Fuente: AECA-ITV